“El genio matemático más importante y creativo producido hasta el momento” (Albert Einstein)

imagen

La verdad es que cuando alguien imagina una persona de la que alguien como Albert Einstein pudiese decir eso, se imagina un viejo científico con barba blanca, desgarbado, con gafas, algo calvo y de mirada inteligente. Pero quién se imagina que podría ser una mujer alemana de familia judía, que fue de las primeras mujeres que entraron en estudios superiores en su país y dio clases en una universidad.

En este espacio dedicado a los científicos, creo que hay que hacer mención de las olvidadas mujeres de ciencia, puesto que ahora mismo hay más mujeres que hombres trabajando en investigación y desarrollo. Por ello Emmy Noether merece mención especial al haber contribuido con su trabajo a ampliar el conocimiento en el campo de la física teórica y las matemáticas algebraicas.

En la próxima “entrega” semanal de este artículo hablaremos sobre la influencia de otro gran científico e investigador Oparin.

Esta entrada foi publicada en Cientific@s. Garda o enlace permanente.

Deixa unha resposta